Las ondas sonoras.

Sistemas de audio y comunicación en automóviles.

Características de las ondas sonoras
Las características de las ondas sonoras que nos permiten distinguir un sonido de otro son la frecuencia, la amplitud y la longitud de onda.

Frecuencia
La frecuencia es la relación entre la unidad de tiempo y la velocidad con la que se producen las ondas.

El oído humano percibe las ondas sonoras cuya frecuencia está comprendida entre los 20 Hz y los 20 kHz (1 Hz = 1 ciclo u onda por segundo). Este rango se va estrechando a medida que el oído pierde facultades.

Amplitud
La amplitud es el valor máximo de presión, tanto negativa como positiva, que alcanza la onda sonora.

Para medirla se emplea el decibelio (dB), que es la unidad de percepción sonora o intensidad fisiológica. Así, el oído empieza a percibir el sonido a partir de 0 dB. A partir de 120 dB se pueden producir daños físicos. Cuanto más elevado es el volumen de un aparato de audio, más decibelios emite y mayores son su amplitud de onda y sus necesidades de energía para reproducir el sonido; la potencia eléctrica debe duplicarse para poder reproducir un incremento de 3 dB en el volumen.

Longitud de onda
La longitud de onda es la distancia entre dos ondas de presión consecutivas.

La longitud de onda es inversamente proporcional a la frecuencia, ya que, para una misma velocidad, cuanto más tiempo pase entre una onda y otra, menor será dicha frecuencia.

Más información sobre este tema, en nuestro libro “Sistemas de Seguridad y Confortabilidad”.